Despacito y con buena letra

Nueva entrada en mi post y nuevo regalazo. Ya sabéis que este espacio está dedicado a la gente que me inspira. Entre ellos, no podía faltar Alejandro Durán Asensio. Él es uno de mis referentes, además tengo la suerte de tenerlo como amigo. Desde que nos conocimos gracias a las Redes Sociales, hemos estado en contacto y colaborando cada vez que nos hemos necesitado. Es un gustazo leerlo y tenerlo aquí, auténtico y sin tapujos, como es él. Que lo disfrutéis…

despacito-y-con-buena-letra-4

Si hay algo que me enfada muchísimo de esta sociedad en la que nos ha tocado vivir es la cultura del cortoplacismo que se ha instaurado en nuestro día a día. Lo queremos todo y lo queremos ya. Lo que cuesta tiempo y esfuerzo por norma general no suele tener buena prensa y por supuesto, la constancia, la paciencia y el esfuerzo no pasan precisamente por sus mejores momentos.

Por desgracia el mundo de la marca personal no se queda fuera de esta molesta tendencia y sinceramente, esto es algo que me preocupa mucho. En demasiadas ocasiones leo y veo cosas que me despiertan una gran angustia, por los efectos tan nocivos que pueden generar. Sobre todo, porque en la era de la información y la comunicación es extraordinariamente fácil mandar mensajes, y más extraordinariamente común que las personas los entiendan mal o al menos, no completamente. Me explico, nada bueno que te pase tanto en tu vida personal como profesional es fruto ni de la suerte ni de las casualidades, es fruto de la combinación de trabajo, esfuerzo y tiempo y esto último, es en la mayoría de los casos lo que no queremos emplear. Y no nos engañemos, ni el sudor, ni las horas de dedicación a un proyecto, ni las puertas cerradas o los emails que nunca llegan son términos muy glamurosos. Con demasiada frecuencia reconocemos solo el resultado sin pararnos a valorar el largo camino que hay detrás y eso, permitidme que os diga, es bastante injusto, además de estar bastante alejado de la realidad.

despacito-y-con-buena-letra-2

Y algo más que lleva tiempo preocupándome (me he venido arriba ;)), aquel que os dijera que abriéndoos una cuenta de Twitter, acudiendo a dos eventos y comentando de vez en cuando en el muro de algún contacto iba a provocar que os llovieran las ofertas de empleo o los proyectos profesionales, siento deciros que os estaba engañando (ahora es cuando me van a llover críticas del cielo). Generar una marca personal creíble, con capacidad de convertirse en referente y de despertar el interés de los demás es mucho más complicado que todo eso. Detrás de una marca personal solida y consolidada hay muchas horas de esfuerzo, dedicación, generación de ideas, Skype y llamadas, reuniones, portazos y caídas, noches interminables de darle vueltas y vueltas a la cabeza, colaboraciones y sinergias y por encima de todo, el fiel convencimiento de que la cumbre solo se alcanza con altas dosis de constancia y paciencia. Y de verdad que cada vez que veo a un “gurú” dar explicaciones facilonas se me coge un pellizco en el estómago porque no está contando la realidad, o al menos, no del todo. Y de aquí vienen la mayoría de problemas relacionados con este tema, ya que en la cultura del cortoplacismo no cuestionamos nada y eso, eso es bastante peligroso.

Es más, si no creéis lo que os cuento, os animo a que preguntéis a personas que a día de hoy se han convertido en referentes en su sector y que cuentan con una consolidada marca personal además de una más que trabajada experiencia. Puedo garantizaros que podrían hablar largo y tendido de esto que os cuento en el post. Es más, me aventuraría a decir que me he quedado corto. Ninguno que te hable desde el corazón, dejará pasar por alto el gran esfuerzo, las cientos de horas dedicadas, el sudor y las ganas de abandonar en más de una ocasión porque esto no era lo que esperaban.

Así que ahora os animo a que reflexionéis y os preguntéis a vosotros mismos, ¿estoy dispuesto a todo esto? Si la respuesta es si, bienvenido, ya habéis dado el primer paso para comenzar a crear una marca personal que dejará huella, ¿comenzamos?

Alejandro Durán

Marca Personal: del ego a la generosidad

 

Estrenar el blog en 2017 con un post de Mercedes Romero es todo un lujo. Y si además habla de mi tema favorito, es aún mejor. Marca Personal: del ego a la generosidad.

Conocí a Mercedes a través de las redes sociales y no tardamos mucho en desvirtualizarnos en el #EBE15. Desde entonces, casi no nos hemos separado. Tenemos intereses comunes y nos compenetramos bien. Lo que más me gusta de ella es la pasión que pone en todo lo que hace. Es una de las personas más coherentes que conozco, auténtica 100%.

En este post, abre su corazón como solo ella sabe hacerlo. Espero que os guste tanto como a mi… ¡Gracias por este regalo!

marca-personal-del-ego-a-la-generosidad-1.jpg

Foto: Manuel Morillo

Cuando aterricé en las redes sociales allá por 2012 no tenía muy claro cómo ni porque había llegado allí, simplemente escuché que era bueno tener un perfil profesional visible y ni corta ni perezosa me lancé, así, sin paracaídas y sin curso de vuelo previo.

Por supuesto, yo en aquellas fechas ni había oído hablar de Marca Personal, ni tenía constancia de lo que era o implicaba aquel término.

Por aquel entonces, lo único que me preocupaba, he de decir que mi empresa estaba inmersa en un feroz expediente de regulación de empleo, era que el estar ahí en Facebook, y más tarde en Twitter, me facilitaran el poder acceder a un nuevo puesto de trabajo, ¡pobre ilusa! cómo si la simple presencia profesional o personal en redes sociales y su influencia fuera concluyente a la hora de un proceso de selección.

¿Pero, qué se comparte en un perfil profesional? Por supuesto yo lo tenía claro, únicamente artículos o fotos profesionales, nada de fotos con amig@s, nada de fotos con mi pareja o con mi hija y por supuesto, ni se me ocurría dar mi opinión en nada que no fuese estrictamente profesional.

Pues así estuve durante casi un año, compartiendo a diestro y siniestro artículos sobre mi área profesional, alguna que otra vez, compartía posts de otros profesionales, pero sinceramente, muy pocas veces, porque al fin y al cabo, ¿a quién había que darle visibilidad,  a mí o a otr@s? Tengo que decir, que durante este tiempo, no obtuve absolutamente ningún resultado, ni bueno ni malo en clave de oportunidad laboral.

Poco a poco empecé a escuchar hablar de estrategia, presencia, contenido, posicionamiento, blogs y mucho más sobre Marca Personal y otros muchos términos que  a mí me sonaban a auténtico chino mandarín.

Durante un tiempo aquel perfil profesional fue adquiriendo un tinte poco más que deshumanizado, era como una ventana sin vistas, no tenía nada nuevo que ofrecer, más que artículos y  noticias, que ya las compartían otras webs y otros profesionales, como si fuera suficiente publicar o viralizar artículos técnicos para empaparme de aquella supuesta profesionalidad.

Entonces tuve la inmensa suerte y la oportunidad de colaborar para una web de empleo escribiendo sobre mi área de trabajo, aquella sí que sería una oportunidad real para demostrar qué tipo de profesional era, y las redes sociales, y aquellos perfiles insulsos de Facebook o de Twitter, serían las herramientas perfectas para poder mostrar mis competencias al mundo. Ahora sí, tendría esa visibilidad que tanto anhelaba. Y empecé a escribir, y empecé a publicar y también empezaron a llegar, felicitaciones y enhorabuenas, otros profesionales del sector compartían mis artículos, y éstos empezaron a tener tráfico, mucho tráfico y, conforme iban creciendo mis contactos profesionales y mi número de seguidores en Twitter,  también iba hinchándose mi ego…

Honestamente, y durante un tiempo, aquellos artículos no tenían más finalidad que ser un tanque de tormentas para seguir almacenando mi alter ego… Mi reputación profesional crecía, sí, pero yo me sentía vacía, no podía mostrarme tal y como era, mi lado personal, mi parte más esencial no aparecía por ningún sitio y mi otra mitad estaba escondida.

marca-personal-del-ego-a-la-generosidad-2

Foto: José Emilio Gómez Losada

Porque el ego es como el azúcar que en grandes dosis, amarga…

Sí, ya sé que todos tenemos nuestro ego, la diferencia radica en la forma que tenemos de trabajarlo, reconozcamos que desafortunadamente, las redes sociales se han convertido en un instrumento perfecto para disparar nuestros niveles de egocentrismo.

Pero, como todo pasa por algo, un día llego a mí un artículo de Eva Collado sobre Marca Personal con el que me sentí muy identificada, venía a decir algo así como que la marca propia debe contener el equilibrio adecuado entre egocentrismo y generosidad. Una correcta y honesta estrategia en la que trabajemos ambas vertientes, hará que nuestra marca personal no sólo sea (re)conocida, sino apreciada por el resto de personas que forman nuestra comunidad.

Con el paso del tiempo, y como no podía ser de otra forma, terminaron aflorando (mis) valores, esos que como el aceite, siempre terminan quedando arriba, por encima de todo lo demás: y entonces decidí no hacer nada que no supusiera diversión, empecé a sentir un inmenso respeto por lo que hacían los demás y me di cuenta que sí necesitaba compartir lo que ell@s hacían, sus artículos, sus puntos de vistas con la gente que me seguía, que aquello no solo no me restaba, sino que compartir lo de otr@s sumaba, la honestidad y la toma de consciencia, reconociendo todo aquello en lo que tenía que mejorar ¡que era mucho! Poder contribuir con lo que tú sabes hacer para facilitarles a otros la labor, por ejemplo en la búsqueda de empleo, o ante una entrevista de selección, el reconocimiento, pero bien gestionado, y me refiero al reconocimiento a otros profesionales de los que aprender, la integridad, la responsabilidad que tenía (y tengo) no sólo como profesional, sino como madre, trasmitiendo a mi hija y a otros la generosidad como un valor vital, porque si tú das, recibes, si tu ayudas, te encontrarás con muchas manos tendidas cuando lo necesites…

Estos años en las redes me han enseñado muchas cosas, pero si me tengo que quedar con un aprendizaje es que, nuestros valores siempre están al frente de nuestra marca personal, y guían nuestra conducta,  nuestra forma de proceder, y no puedes saltártelos por mucho que te empuje tu ego o tu afán de protagonismo.

Y así fue cómo empecé a gestionar mi Marca Personal, pasando del ego a la generosidad, siendo yo misma, abriéndome en canal cada vez que escribo o doy a un simple “me gusta”, con el corazón siempre en la mano, en el 2.0 y en el cara a cara, sin caretas ni artificios y te puedo asegurar que los beneficios y las oportunidades han ido llegando con este cambio de paradigma.

Porque al final la grandeza no se mide por lo que dices que eres, sino por todo lo que das.

Mercedes Romero

No dejes de soñar… ni de currar

Lo reconozco, soy una soñadora empedernida, buscadora de sueños si te gusta más. Siempre lo digo y lo repetiré hasta cansarme ¡No dejes de soñar! Pero tampoco de currar. Así son las cosas. Soñar es necesario pero currar es fundamental.

¿Qué sería de la vida sin los sueños? No quiero ni siquiera imaginarlo ¡Qué aburrimiento! Pero de los sueños no se vive. Los sueños te impulsan, te motivan, te dan energía. Pero no creas que es fácil cumplirlos. Si no te lo curras, tus sueños serán solo eso… sueños. Y eso, en mi opinión, no sirve de nada. ¿Para qué sirven los sueños si no para cumplirlos?

El 2016 ha sido un año para recordar. Me ha permitido cumplir sueños, pero también me lo he currado. En esta vida, nadie te regala nada. Tienes que levantarte todos los días y trabajar duro por lo que quieres. A veces, es agotador. Pero, ¿sabes qué pasa? Que cuando le pones pasión a lo que haces y realmente disfrutas, el cansancio es lo de menos, porque después vienen los resultados.

no-dejes-de-sonar-3

Escribo hoy este post, el penúltimo día del año para animarte a luchar por tus sueños. Sí, a ti que estás leyendo esto, que por alguna razón me sigues y me habrás visto decir continuamente ¡No dejes de soñar! Solo quiero recordarte que sin esfuerzo, sin constancia y sin ganas, los sueños no se cumplen. Así que no dejes de soñar… ni de currar.

Si de verdad tienes un sueño ¡Ve a por él! No te voy a decir que no hay nada imposible, solo que hay cosas que cuestan más trabajo que otras. Pero ¿por qué no intentarlo?

Decía Confucio que toda persona puede conseguir lo que se proponga en un plazo de tres años…

Con esa premisa de Confucio, que me transmitió un buen amigo, sigo soñando y sigo currando cada día para conseguir mis sueños, mis objetivos. Y quiero repasar contigo, los sueños que he cumplido este año:

  • Hago un programa de radio, rodeada cada semana de grandes profesionales y fieles oyentes. Incluso hemos sido Trending Topic en alguna ocasión. Esto era impensable hace tres años cuando empecé colaborando en Radio Guadalquivir con un espacio llamado #SilviaTeOrienta de 15 minutos. Ahora vamos por las 2 horas…
  • Soy la CMO de Isersys Comunicación. Empresa en la que ayudamos a las Pymes a gestionar su presencia en Internet a través del Marketing Digital y la gestión de Redes Sociales.
  • Tuve la oportunidad de presentar un Congreso tan importante como el #EBE16 en mi ciudad, Sevilla. Además en la Sala Verde también fuimos Trending Topic.
  • Cada vez doy más formación relacionada con la Marca Personal, tema que me apasiona. Justo en este punto he de destacar la mención que Andrés Pérez Ortega me hizo en su blog. Fue un regalo de Navidad pertenecer a “La tribu del Branding Personal”.
  • ¡Me fui de viaje a Londres! Era uno de mis grandes sueños de 2016…

Todo esto no es un ejercicio de ego, solo quiero hacerte ver que cuando las cosas se visualizan, se sueñan y se trabajan, al final, llegan los resultados. Y fíjate que hablo de resultados que no de éxitos. Eso es otra cosa… A mi me gusta mi trabajo. Me gusta todo lo que hago. Soy feliz. Y eso es una suerte. Por eso, nunca dejo de soñar… ni de currar.

¿Y por qué te cuento esto? Para que entiendas que cuando se trabaja, las oportunidades van llegando. Para que entiendas que la Marca Personal es tu mejor aliada a la hora de diferenciarte en el mercado laboral. Que las Redes Sociales bien utilizadas te abren muchas puertas, al igual que su mal uso te las cierra. Tú decides. Tú eliges.

no-dejes-de-sonar-2

Yo elijo seguir soñando, seguir trabajando y seguir haciendo lo que me gusta. Ya tengo un montón de sueños visualizados para este nuevo año. Si el 2016 prometía, el 2017 será mi año. Así lo siento, así lo sueño y así lo quiero. ¿Me acompañas?

No dejes de soñar… ni de currar ¡Feliz 2017!

Hipocresía 2.0: Un error para tu Marca Personal

Si realmente estás apostando por las redes sociales para afianzar tu Marca Personal, no te puedes permitir ciertas cosas, una de las más comunes es la Hipocresía 2.0: Un error para tu Marca Personal.

hipocresia2-0-un-error-para-tu-marca-personal-1

No quiero que pienses que voy a ser negativa en este post, ni mucho menos. Ese no es el mensaje que quiero transmitir. Todo lo contrario. Dado que lo que quiero es ayudar a quién le pueda servir, quería escribir este post para dejar claro que en “dospuntocerolandia“, como dice mi admirado Andrés Pérez Ortega, hay mucho hipócrita suelto que va de “amigo” por las redes. Pero no por ello, las redes dejan de ser atractivas y productivas si sabes usarlas correctamente. Lo único que tienes que hacer es saber localizar a esos falsos amigos y pasar de ellos.

Este fin de semana, acababa el plazo para votar los famosos Premios Bitácoras. Me acuerdo del “experimento” que hizo Enrique F. Brull para estar en la final. Os dejo el enlace a su post: 7 prácticas para ganar los Premios Bitácoras. Un post que no tiene desperdicio y que me sirve para destacar el punto 3: Pide tu voto por privado. Seguramente te funcione con muchas personas, y más si eres “influyente”. Pero intenta ser discreto, no vayan a pensar que solo los quieres por su voto”. 

¡Cuánta razón Enrique! Hay gente que tiene mucho arte a la hora de pedirte cosas pero hay otras personas que deberían entrenar esa habilidad… Si me pides un voto a las 23.30h de la noche del viernes , te contesto por educación, porque te sigo, acepto tu propuesta para votar, porque además me parece que escribes contenidos interesantes. Si me contestas gracias “amiga“, me da la sensación (llámame tonta) de que realmente sabes con quién estás hablando. No es que yo me crea más que nadie, pero a mi no se me ocurre ir pidiendo un voto a gente desconocida a esas horas de la noche y además metiendo prisa cuándo le haces una pregunta y no sabe responderte porque no tiene ni idea de quién eres.

hipocresia2-0-un-error-para-tu-marca-personal-2

En fin, este es uno de los miles de ejemplos de lo que yo llamo Hipocresía 2.0. La falsedad en la red es tan grande como su polo opuesto, la bondad. Gente como la gran Eva Collado Durán, dan sentido a las horas que muchos pasamos en las redes sociales, trabajando nuestra marca personal, compartiendo contenido y aprendiendo de los mejores. Lo de la palabra “amiga” a algunos les queda muy grande, así que por favor, no la usemos  en vano. Para la gente que somos seguidores o followers o simples desconocidos de las redes, hay muchos más adjetivos con los que dirigirse a ellos, no seamos tan hipócritas.

Y para que ésta Hipocresía 2.0 no te destroce tu Marca Personal, vamos a analizar una serie de actos, que aunque parezcan de sentido común, aún hay muchísima gente que no lo ha entendido.

A tener en cuenta para no destrozar tu Marca Personal

  • Ante todo, educación. Así de simple. Será porque llevo la Pedagogía en vena y no me canso de repetirlo. La educación es la base fundamental sobre la que gira toda acción. Este es un ejemplo que siempre pongo cuando doy alguna charla sobre redes sociales: ¿A ti se te ocurre ir a casa de un desconocido y entrar sin llamar? ¿Eres capaz de pedir ayuda o un favor a alguien que no conoces? Lo normal es tener un poco de sentido común y mucha educación: Llamar a la puerta, presentarse y exponer lo que necesitas. Y aún así, tampoco es normal pedir nada más conocer a alguien. ¿No te resulta raro? ¿Sueles desconfiar? Lógico. Esta no es una buena estrategia. Mención especial para todas aquellas personas que nada más aceptar su solicitud de amistad, automáticamente te mandan su página para que le des a “Me gusta”. Sin comentarios.
  • Tu foto de perfil. De esto podrás encontrar información hasta aburrirte. Lo único que te puedo decir es que en tu foto de perfil seas tan tú que te puedan reconocer por la calle. ¿Sencillo verdad? Échale un vistazo a tus “amigos”, a ver a cuántos eres capaz de reconocer si te los encuentras…

hipocresia2-0-un-error-para-tu-marca-personal-4

  • No mostrarte como realmente eres. Siento decirte que esta actitud no te llevará a buen puerto. Al final, la cabra tira al monte como dice una buena amiga mía y lo que eres se verá. No hace falta que inventes un personaje para estar en las redes sociales. Piensa que el fin último del 2.0 es encontrarse en el 1.0 y lo ideal es no llevarse un chasco. Todo lo contrario, que seas tal y como te muestras en las redes.
  • Plagiar frases. A ver, una cosa es compartir frases del tipo que sean (que eso lo hacemos todos, yo la primera) y otra muy distinta es copiar la frase y ponerle tu nombre. ¡Alma de cántaro! ¿No sabes que eso es plagiar y te pueden denunciar?   En mi caso, compartir frases de diversa índole, forma parte de mi estrategia de Marca Personal. Me funciona y me da resultados. Lo que nunca se me ocurriría es ponerle mi nombre si la frase no es mía. Por favor, mucho cuidado con eso.
hipocresia2-0-un-error-para-tu-marca-personal-5
Creo que con esta frase podíamos terminar el post. No me gusta la gente que va de algo que no es. No pienso dar nombres, ante todo educación. Recuerda que dos de los pilares fundamentales de la Marca Personal son la coherencia y la autenticidad. Si fallas en algo tan sencillo, deberías revisar tu estrategia.
Cada vez me siento más a gusto dando mi punto de vista sobre situaciones cotidianas que veo en las redes sociales. ¿Tú qué piensas?

¡Vuelve #SilviaTeOrienta!

Los que me conocen, ya saben lo que me gusta un misterio y una sorpresa jeje y en #SilviaTeOrienta no podía faltar un poquito de emoción. La verdad, estoy muy ilusionada con la nueva temporada del programa y por eso he querido escribir ésta entrada para contaros algo de lo que va a pasar…

Lo primero, dar las gracias a mi querida Laura Rodríguez Gil por acompañarme toda la temporada pasada. Este año está ocupada con otros menesteres de la vida, que le impiden, de momento, venir a la radio cada semana. Ella sabe que tiene su lugar en #SilviaTeOrienta para cuando quiera volver, porque es parte del programa. Así que Laura, ya sabes que tienes las puertas abiertas…¡de par en par!

Silvia Te Orienta

Laura Rodríguez & Silvia Saucedo

Laura y yo, nos pasamos toda la temporada pasada pidiendo más tiempo de programa porque se nos hacía muy corto y nos quedábamos siempre con ganas de más. Nuestra petición ha sido tenida en cuenta y este año vamos a disfrutar de … ¡dos horas de programa! Esa es una de las novedades de este año.

Otra de las novedades de la nueva temporada es que nos cambiamos de día y hora. Para poder disfrutar de dos horas en nuestra casa, Radio Guadalquivir, teníamos que pasar del viernes al jueves. Así que ahora estaremos en antena todos los jueves de 20h a 22h de la noche.

Esas eran las incógnitas que quedaban por desvelar… Porque al nuevo equipazo de #SilviaTeOrienta ya lo habéis ido conociendo a través de las redes sociales. De igual forma, desde aquí, quiero agradecer a todos los nuevos colaboradores su predisposición y entusiasmo al querer acompañarme en esta aventura de manera totalmente altruista. Los que hacemos #SilviaTeOrienta, lo hacemos desde el corazón, nos mueve la pasión por nuestro trabajo y el querer transmitir lo que sabemos para ayudar a los demás.

Silvia Te Orienta

El equipo de #SilviaTeOrienta

De todas formas, vamos a recordar a los componentes para que les pongáis caras y podáis ver como se definen ellos mismos:

  • Mercedes RomeroApasionada de los RRHH, Coach, Blogger, compartiendo pero sobre todo aprendiendo con otr@s en RRSS, dueña de una sonrisa eterna y mamá.
  • Enrique Cejudo: Orientador y formador. Especializado en Empleo 2.0, Marca Personal aplicada a la BAE, competencias profesionales y evaluación del desempeño.
  • María del Mar VargasEstrategia con personas: Las personas vamos #DejandoHuella en nuestra carrera. Estrategia, RRHH, Selección,Training. Siendo feliz con un poco de running y vino.
  • Carlos Rojas: Ingeniero Informático. CEO de How I Learned Code, proyecto que pretende acercar la Tecnología desde un enfoque creativo a los más pequeños.
  • Rocío Martín VillalbaMás que formación y Coaching, me gusta contribuir a la transformación de las personas y empresas. Comunicación y Redes Sociales.

¿Quieres saber más? ¡Venga,  hoy estoy generosa! ¿Sabes quién será el encargado de inaugurar la nueva temporada de #SilviaTeOrienta? Nada más y nada menos que el grandísimo… ¡Francisco Alcaide! Conferenciante, escritor y formador en liderazgo y motivación. Autor del bestseller ‘Aprendiendo de los mejores’.

Silvia Te Orienta

Francisco Alcaide

Y hasta aquí puedo leer…

Si quieres saber más, tendrás que esperar al jueves a las 20h y escucharnos en Radio Guadalquivir, 107.5 FM

¡Te esperamos!

 

 Fotos: Manuel Morillo“Mi trabajo es capturar emociones”.

Consejos para un networking efectivo

Hace tiempo que tenía ganas de hablar de este tema y no se me ocurre mejor idea que dar unos consejos para un networking efectivo, según mi experiencia.

Hoy en día, el networking es algo más que una palabra de moda, es casi un estilo de vida. Para mí, se ha convertido en algo más habitual de lo que nunca hubiera imaginado. Cada semana acudo a algún evento en el que conozco a personas de diferentes entidades y profesiones. Y siempre encuentro a alguna que me aporta…

Si tenemos que hacer una definición de networking, podríamos decir que es… trabajar tu red de contactos”. Y ¿cómo se hace eso? Pues acudiendo a todas las actividades y eventos que creas que te pueden beneficiar, con el fin de incrementar tu red de contactos profesionales y buscar oportunidades.

consejos-para-un-networking-fectivo-1.jpg

Consejos para un networking efectivo

¿Parece fácil no? Pero tiene su historia. No os voy a hablar de un método a seguir pero sí de una serie de consejos para un networking efectivo que os van a ayudar, al menos, a no meter la pata:

  • La base principal del networking es cultivar relaciones, no ir a la caza de las relaciones.

La idea de llegar a un evento y empezar a repartir tarjetas como si no hubiese un mañana tienes que quitártela de la cabeza. Tampoco vale ponerte en la puerta como el que está repartiendo flyers para que no se te escape nadie. No se trata de eso. El networking trata de establecer relaciones, de generar interés y confianza en las personas con las que hablas. Si generas ese interés, seguro que van a  pedirte la tarjeta porque le interesas. Le interesa mantener un contacto contigo. Ahí es cuando se produce el intercambio. Nunca antes y menos sin haber entablado una conversación. Es muy importante la escucha activa y no caer en el error de hablar todo el rato de uno mismo sin importar lo que cuentan los   demás. Hagamos un ejercicio de empatía.

  • Lo primero cuando llegas a un evento de networking y no conoces a nadie es dejar la vergüenza en la puerta. Tienes que mostrar seguridad y confianza en ti mismo.

Acudir a un evento de este tipo y no hablar con nadie o ponerte a dar vueltas por la sala y mirar los cuadros no tiene ningún sentido. Es fundamental intentar hablar con el máximo número de personas posibles, pero teniendo en cuenta que más vale calidad, que cantidad. Prefiero irme con un contacto interesante que haber hablado con mucha gente pero que ninguna me ha llamado la atención.

¡Si vas comido, mucho mejor! Sobre todo para principiantes… En muchos eventos de networking, suele haber comida. No vale ponerse al lado del buffet y ponerse a comer perdiendo el objetivo de vista mientras haces la degustación. Si estás comiendo no estás hablando y si no estás hablando no te estás vendiendo.

  • Y hablo de venderse, porque el networking está pensado, en cierta medida, para eso: para darte a conocer, para decir en qué eres profesional o en qué  empresa trabajas. Para crear contactos que puedan convertirse en colaboradores y crear sinergias.

El hecho de recomendar es fundamental cuando damos consejos para un networking efectivo. En definitiva, es lo que estamos buscando, que nos recomienden siempre, que se acuerden de nosotros cuando necesitan a un profesional de nuestro sector.

¿Sabes que el 80% de los puestos de trabajo se consiguen a través de las recomendaciones? En este punto es muy importante aclarar dos conceptos: recomendar y enchufar.

No podemos confundir recomendar con enchufar.Cuando tú recomiendas a alguien, estás diciendo que crees que esa persona sería buena para un puesto de trabajo, entonces lo recomiendas y  la decisión la toma el empresario en cuestión. Pero cuando tú enchufas a alguien, estás diciendo que esa persona tiene que ocupar ese puesto de trabajo, es, prácticamente, una orden.

  • Cuando empieces a moverte en el mundo del networking (ferias, congresos, charlas, ponencias, etc.) te vas a dar cuenta de que necesitas una tarjeta.

Tu tarjeta es tu carta de presentación, tu contacto y tu vínculo con todas las personas que vas a empezar a conocer. Así que ve pensando que vas a poner en ella… Ya debes ir con los deberes hechos. Nada de curriculum, si le interesas, te buscarán en LinkedIn.

consejos-para-un-networking-fectivo-2

  • Una vez que ya tienes tus tarjetas, tendrás que tener claro a qué tipo de gente quieres conocer. Tienes que tener un público objetivo al que dirigirte. Puedes empezar por hacer una lista de las empresas en las que te gustaría trabajar o de las empresas a las que consideres interesante conocer.

Por ejemplo, hay empresas afines a la Cámara de Comercio, otras pueden pertenecer a algún Club de Empresarios como Excellence Business Club, otras serán de la Confederación de Empresarios o lo mismo resulta que los que están siempre los viernes al mediodía en la cervecería de tu barrio son de una empresa en la que te gustaría trabajar y ahí tienes tu momento networking!

Una vez lo tengas claro, investiga a través de Internet, de la prensa  y de tus contactos, todos aquellos eventos que sean de tu interés. Intenta no perderte ninguno, porque nunca sabes a quién puedes conocer o con quién puedes coincidir.

  • La imagen es muy importante, no podemos acudir a este tipo de eventos en chándal. (A no ser que vayas a la inauguración de un gimnasio y depende…).

Es decir, si para una entrevista te arreglas, para un evento también. De esto sabe mucho mi querida María A. Sánchez. Siempre tenemos que dar buena impresión. Lo de una imagen vale más que mil palabras, sigue funcionando. Así que arréglate igual que cuando vas a una entrevista y… ¡Ponte tu mejor sonrisa para conquistar al mundo! Nadie va a tener ganas de hablar con alguien que tiene cara de malaje ¿no crees? ¡Sonríe siempre! Será tu mejor carta de presentación.

consejos-para-un-networking-fectivo-3

  • Una cosa muy importante en el networking es la autenticidad.

No podemos interpretar un papel de alguien que no somos. Tenemos que mostrarnos tal cual somos y ante todo, profesionales. Es fundamental que la gente con la que estamos tratando no se quede con una imagen equivocada de nosotros o de nuestro trabajo. Nunca prometas nada que no puedas cumplir. Se coherente con tus posibilidades.

La fuerza del “networking” radica en ser consciente que cada persona que conocemos es un contacto potencial y no sabemos hasta donde podemos llegar a conectar con ella. Bien para una recomendación, bien como cliente, bien como proveedor…

  • Y no solo estoy hablando de networking presencial, tenemos que tener muy presentes el networking online. Fundamental en la era digital en la que nos movemos.

Cuando vuelves a casa después de un evento, llegas con un montón de tarjetas de la gente que has conocido. Lo normal es que las busques en las redes sociales para afianzar el contacto. Y ahí entra en juego la marca personal de cada uno… tema súper importante para moverse en el mundo laboral actual y del que ya hablaremos más adelante…

Los buenos networkers no desaprovechan ninguna ocasión que se les presente para hacer nuevos contactos profesionales: en el trabajo, en el colegio de los niños, haciendo deporte… cualquier oportunidad es buena siempre que se encare con mentalidad networking.

¿Cuándo nos vemos?

¡Adiós 2015! ¡Busco empleo 2016!

En ésta época es muy típico que se reflexione sobre lo pasado durante el año y se suele hacer una lista de buenos propósitos. Entre ellos, es un buen momento para empezar una búsqueda efectiva de empleo. Pero déjame que te cuente, que esos buenos propósitos no tienen ningún sentido si:

  1. No crees en ti.

    Lo primero que necesitas para buscar trabajo es confiar en tus posibilidades. Si no piensas que eres el mejor para ocupar el puesto al que aspiras, ¿cómo va a creerlo alguien? Cuidado con lo que ahora se viene denominando “gente tóxica”, que no son más que los “malajes” de toda la vida: pesimistas, amargados, incrédulos, conformistas, negativos, etc. ¡Apártate de ellos! Intenta rodearte de gente positiva, gente que te aporte, gente de la que puedas aprender. ¡Y quiérete! Es lo más importante, créeme. Empieza a quererte y verás como los demás te van a querer, es algo recíproco.

  2. No tienes un objetivo claro. AliciayelgatoA menudo, en las sesiones de asesoramiento, me encuentro con mucha gente que está perdida, sin rumbo, sin un objetivo, una meta. Es lo primero que tienes que hacer: Definir tu objetivo profesional. Esto se consigue a través del autoconocimiento, es decir, tienes que conocer tus características personales para descubrir qué profesiones se adaptan mejor a ti. Además del autoconocimiento, tienes que conocer el mercado laboral actual. A veces tenemos que reinventarnos… puede que una afición se convierta en una profesión. Piénsalo.
  3. No sabes lo que son las competencias profesionales y/o digitales… tenemos mucho trabajo por delante amigo! Lee, investiga y fórmate. Has de saber, al menos: gestionar la información y las búsquedas en Internet, manejar las Redes Sociales, tener habilidades ofimáticas, saber trabajar en equipo, demostrar capacidad de liderazgo y toma de decisiones, entre otras competencias, que tú mismo irás descubriendo poco a poco. Empieza haciendo un listado de tus habilidades, seguro que tienes más de las que crees.
  4. No estás en las Redes Sociales. Todavía hay gente que piensa que lo de estar en Redes Sociales es puro ocio. ¡Qué desconocimiento! Nada más lejos de la realidad. Internet y, en concreto, las RRSS se han convertido en un escaparate fundamental. Cada vez más, las empresas las utilizan para buscar talentos, los headhunters las utilizan a diario. Sitios como Facebook, Twitter y LinkedIn, por nombrar algunos, son clarísimos ejemplos.
  5. Estás en las RRSS pero no tienes un perfil profesional. Te quejas por todo, viertes opiniones políticas sin ton ni son, subes videos de gatitos, tus mejores fotos son de selfies con morritos en el espejo de un cuarto de baño o de fiesta con los amigos, no cuidas la ortografía… Un consejo: cambia de nombre por favor. Si ese va a ser el perfil que muestras, ponte un seudónimo para que los reclutadores no te encuentren. (Gracias).
  6. Las palabras Marca Personal, Identidad Digital, Reputación Online no te suenan… es que estás muy desconectado del mundo 2.0, debes mirártelo y ponerte al día. ¡Pero ya! Empieza leyendo sobre el tema, te dejo algunos nombres que tienen que formar parte de tu comunidad virtual: Tom Peters, Andrés Pérez Ortega, Eva Collado, Ecequiel Barricart, Risto Mejide, Alfonso Alcántara, Neus Arqués, Jordi Collell, Guillem Recolons… Para comenzar, tienes mucho material, visita sus blog, sígueles en las redes y cómprate sus libros.
  7. No sabes lo que es Networking… El poder de las relaciones. Hoy día es totalmente necesario acudir a todos los eventos que te sea posible (relacionados con tu perfil profesional). ¿Por qué? Fácil, porque en este tipo de acontecimientos, se dan cita muchos profesionales, todos con ganas de conocer a gente y de darse a conocer. Se trata de sembrar relaciones y cuidarlas, no de ir a repartir tarjetas a diestro y siniestro y después ni acordarte de con quién has estado hablando. Sé coherente.
  8. No te has planteado estudiar Inglés. ¿Cuándo piensas hacerlo? ¿Tengo que darte razones? Te daré solo dos: es el idioma universal y en muchos procesos de selección es imprescindible. Go!
  9. No dedicas 8 horas al día a buscar trabajo. Sí, 8 horas. Si estás desempleado, ¿a qué te dedicas? El trabajo de un desempleado (que no parado) es buscar empleo, así que, ¡tú mismo!
  10. No mantienes una actitud positiva. Sé que es difícil, sé que hay días que crees que no puedes, pero la negatividad solo atrae más negatividad. Cuantos más pensamientos positivos tengamos más cosas positivas vamos a atraer. Piensa en tu objetivo, visualízalo y créetelo.

Espero que éstos 10 consejos te sirvan para empezar el año con muy buen pie y que el 2016 llegue cargadito de nuevos proyectos!!

 

Silvia Te Orienta

Hoy os desvelo la noticia que venía maquinando toda la semana… ¡Vuelve Silvia Te Orienta!

Sé que me he puesto un poco pesadita, pero la ilusión de este nuevo proyecto me ha llevado a crear un poquito de expectación, espero me lo permitáis 😉

silviateorienta

Como sabéis, desde el año pasado he estado colaborando en Radio Guadalquivir en el programa que dirigía y presentaba la gran comunicadora Sara Zurita. Era una pequeña sección en la que hablábamos de temas de Orientación, Formación y Empleo.

Pues bien, esa etapa se cerró el pasado mes de Septiembre y tras un mes de silencio, Silvia Te Orienta vuelve a las ondas el próximo 6 de noviembre con un formato diferente. Estaremos todos los viernes en directo de 21 a 22 horas en Radio Guadalquivir, en la 107.5 FM.

Tengo que agradecer la oportunidad que me brinda la cadena y su director José Luis Pérez, de hacer este programa que para mí supone todo un reto, tanto en lo personal como en lo profesional. Es la primera vez que voy a presentar y dirigir un programa de radio, pero lo voy  a hacer con muchas ganas y mucha pasión, puesto que es todo un desafío para mí. Motivación no me falta, así que seguro que va a salir algo bonito.

LauraRodriguez

Además, en esta nueva etapa no voy a estar sola, tendremos colaboradores especializados en diferentes áreas y una colaboradora muy especial que estará siempre conmigo: Laura Rodríguez Gil. Pedagoga especializada en Formación Motivacional. Como ella misma explica: hago de la formación una atención personalizada desde la motivación y entendida como motor de cambio en la evolución de las personas. Además de excelente profesional, es compañera y amiga. Será un placer compartir micro con ella cada semana.

En Silvia Te Orienta no perdemos nuestras raíces y seguiremos hablando de lo que más nos interesa: Formación, Orientación, Empleo, Redes Sociales, Marca Personal, Nuevas Tecnologías… y todo lo que te interese. Sí, a ti. Porque vamos a dejar abiertos los teléfonos para que puedas llamar y hacernos tus consultas, o decirnos a través del correo electrónico que temas son los que te gustaría que tratáramos en el programa.

Y por si fuera poco, en el primer programa contaremos con una invitada de excepción: la maravillosa Eva Collado Durán. Una madrina estupenda para inaugurar ésta nueva etapa, con la que charlaremos sobre marca personal y nos presentará su reciente libro “Marca eres tú”. Cómo mejorar tu futuro profesional a través de tu marca personal.

EvaCollado

Y como decía otra gran comunicadora…hasta aquí puedo leer. Te prometo una hora llena de contenidos de actualidad y colaboradores de calidad. Lo mejor es lo que lo vayas descubriendo poco a poco.

Te espero todos los viernes de 21 a 22 horas en Radio Guadalquivir, 107.5 FM.

¡Gracias por la espera!

Cómo ser Dios y no morir en el intento

Con este título tan sugerente comienza mi aventura como blogger (con el permiso de David Asensio).

Pues sí, una vez que tienes la gran suerte de conocer a Ecequiel Barricart, no te queda otra que convertirte en Dios.

Ecequiel Barricart es un referente en el mundo de la marca personal y la comunicación líquida. Su libro “Tú eres Dios y tu marca personal tu religión” ha marcado un antes y un después tanto en mi vida personal como profesional.

como-ser-dios-y-no-morir-en-el-intento-2

Conocí a Ecequiel Barricart en Mayo, navegando por Internet. Vi que un tipo había escrito algo sobre marca personal y presentaba su libro en Sevilla. Solo el título ya me llamó la atención: “Tú eres Dios”…  Guauuu!! ¿Esto qué es? ¿Esto de qué va?

Así que me puse a investigar y las críticas que tenía el libro no te dejaban indiferente. Destacaré las dos que más me impactaron:

Es más que un libro. Es un manifiesto“. Pilar Jericó

De este libro aprendes aunque no quieras, porque está escrito con un lenguaje directo, de tú a tú, sin barreras, diciéndote verdades que nadie se atreve a decirte de esa manera“. Ana María Llopis

Me quedé tan sorprendida con lo que decían de Tú eres Dios, que no tuve más remedio que contactar con el autor y pedirle una entrevista.

(Para los que no lo saben, colaboro en un programa de Radio Guadalquivir, con la sección  #SilviaTeOrienta en la que hablo de orientación, formación y empleo, y me parecía muy interesante poder entrevistar a este personaje que le decía al mundo “Tú eres Dios”).

Pensé que sería más difícil conseguir una entrevista, pero desde el primer momento fue una persona totalmente accesible, no puso ningún impedimento y directamente en su agencia me dieron su móvil para que lo llamara.

Hicimos la entrevista, una entrevista cortita, teníamos poquito tiempo, pero el suficiente para saber que tenía que leer ese libro, ese libro que  me ha acompañado desde entonces, como libro de cabecera. Es un manual de referencia. Es mi guía.

Después de eso, evidentemente, fui a la presentación del libro en Sevilla y me quedé tan fascinada que quise traérmelo a Huelva con más tiempo para disfrutarlo, para seguirlo y para pensarlo, sobre todo, para pensarlo y actuar en consecuencia. El libro es una invitación a la reflexión, a llegar al fondo del verdadero Yo, tu yo interior. En palabras de Alex Casterllanau es una invitación a explorar y reconciliar quién creemos ser con quién somos realmente”. ¿No os parece interesante?

Es un libro que te ofrece fórmulas para conectarnos con nosotros mismos y comprender el mundo virtual y real al que nos enfrentamos hoy en día.

Si hablamos de marca personal, la primera vez que yo escuché hablar de “Marca Personal” fue en un evento llamado #TapeitoWorkingNet, con Helen Gómez Ruano y Luisa Sánchez Miranda.

En ese evento, se habló de lo que era este nuevo concepto para mí, me quedé alucinada con las cosas que contaban: como hay que gestionar la marca, qué huella digital estamos dejando, qué tipo de  fotos subimos a las RRSS, qué artículos compartimos y un largo etc. Y sobre todo, lo que más me llamó la atención y me puso en alerta, fue la repercusión que todo eso tenía en nuestra vida laboral y en nuestro futuro profesional.

Desde entonces, fui trabajando poco a poco lo que ahora es mi marca personal. Porque es un tema que me enganchó, así que comencé a formarme,  fui a cursos, conferencias, encuentros de networking, investigué muchísimo por las redes, que es donde más se aprende de esto y ahora estoy aquí, presentando a todo un referente de la materia y hasta imparto cursos relacionados con el tema.

como-ser-dios-y-no-morir-en-el-intento-3

Pero no fue hasta que leí su libro que empecé a creérmelo. Sí, a creerme que Yo soy Dios y que la única forma de potenciar mi marca personal es desde mi yo interior. Yo sé que tengo talento y estoy empeñada en desarrollarlo y enseñarlo al mundo. ¿Cómo? Con trabajo y constancia. De eso trata este libro, por eso es imprescindible para crear tu marca personal.

Estamos en un momento en el que tenemos que reinventarnos constantemente y el tener una marca personal potente es fundamental para encontrar la felicidad profesional, lo que Ecequiel llama «paraísos deseados»…

Si hablo desde mi propia experiencia, a mí me llena de felicidad que cientos de personas me sigan en las RRSS porque les interesa lo que publico, si no, no me seguirían. Les interesan las ofertas de empleo, los artículos que comparto, los cursos de formación que imparto, mis propias reflexiones… es decir, para mí es un logro tener seguidores que saben quién soy y lo que esperan de mí. Ya no puedo defraudarles, tengo un compromiso con todos ellos, tengo seguir creando marca, soy Dios y tengo mi público.

El mes pasado, cuando estuve con Ecequiel, me faltaba algo fundamental para seguir creando marca y poder compartir contenidos propios y firmarlos con mi nombre, mi blog. Como dice Alfonso Alcántara, era una “sin techo digital tol día tirada en las redes”…

Hoy, después de varias semanas de trabajo y con la inestimable ayuda de David Asensio, he logrado sacar a la luz este proyecto, mi propio blog y mi primer post. ¡Todo un logro para una sin techo digital!

Así que tengo que seguir trabajando ¡Tengo que ser única! Tengo que saber responder a esa pregunta que todo el mundo teme en las entrevistas de trabajo… ¿Y por qué tienes que ser tú la elegida?… Porque yo soy un valor añadido y te lo voy a demostrar…Voy a marcar la diferencia, voy a ser Dios.

Y si fracaso, no pasa nada, lo volveré a intentar, porque de los errores al igual que de los éxitos, también se aprende.

A %d blogueros les gusta esto: